La carne de vacuno es un alimento completo y esencial para una dieta sana y equilibrada, destacando por su elevado contenido proteico.

Las proteínas cárnicas son de muy alta digestibilidad y gran valor biológico, ya que aportan aminoácidos esenciales que son necesarios para funciones como el crecimiento y reparación de los tejidos de nuestro organismo. Con sólo 100 gramos de carne de vacuno tenemos cubiertas el 48 % de las necesidades diarias de proteínas.

Es rica en vitaminas del grupo B: la tiamina y riboflavina son necesarias para un buen funcionamiento del sistema nervioso; la niacina ayuda al mantenimiento del crecimiento orgánico; la B5 y la B6 en el metabolismo de los carbohidratos y proteínas; y la B12 en la producción de hematíes.

En cuanto al aporte de minerales, destaca su alto contenido en fósforo, que estimula el desarrollo intelectual y que junto con el calcio son necesarios en la formación de huesos y dientes. También tiene magnesio que es necesario para el funcionamiento orgánico así como hierro para evitar las anemias.
Artículo de www.terneragallega.com

Las piezas más sabrosas de la ternera son:

- El solomillo.
- El entrecot.
- El lomo bajo.
- La aguja.
- El costillar.

RECETAS DE COCINA

Cocido con pelotas murcianas (Fácil)Redondo Mechado (Normal)Chuletas Napolitanas (Fácil)Solomillo a la Pimienta Verde (Fácil)
Cocido con pelotas murcianas (Fácil)
Redondo Mechado (Normal)
Chuletas Napolitanas (Fácil)
Solomillo a la Pimienta Verde (Fácil)